Reflexión Taller de Teatro y Coaching para Niñ@s

Este taller me ha brindado la primera oportunidad en mi vida de trabajar directamente con niños y niñas. Que es a lo que me quiero dedicar en un futuro. Los niños y niñas tan puros/as y delicados/as, tan inocentes y traviesos/as ¡Todo un reto! Comprender que su imaginación no tiene límites, y que todo lo que digas y hagas lo absorberán como una esponja. Tanto lo negativo como lo positivo.

Antes de comenzar el taller, me gustaba incluirme dentro de la corriente Conductual de la psicología. Pero gracias a las dinámicas del mismo he comprendido con la ayuda de María y Concha que los niños y niñas no son robots y que unas buenas palabras y un abrazo tienen mayor efecto en ellos y su pequeño corazoncito que cualquier otra técnica demostrada científicamente por investigadores reputados.

En el taller se trabaja desde las emociones, desde las necesidades individuales de cada niño/a. Estableciendo una atención personalizada. A lo largo de la sesiones observar como cada niño/a se superaba a él / ella mismo y se elastinaba. Verlo como profesional es muy satisfactorio.

El Centro Maria Zambrano creo un espacio donde podían ser ellos mismos, gritar, saltar, jugar, perder la vergüenza… ¡Si lo consigue hasta yo! Eso sí que es un reto.

Si tu hijo/a tiene problemas de control, de irá, de timidez, de límites, este es el taller indicado. En  mis propias carnes a nivel personal y profesional he visto la evolución de todos los componentes del taller. De las cosas más satisfactorias que he vivido a lo largo de mi carrera.

Eva Flores, Practicum Psicología 2018.
Centro María Zambrano.

No hay comentarios.

Agregar comentario